5 recetas fáciles para cocinar en una freidora sin aceite

5 recetas fáciles para cocinar en una freidora sin aceite

Ahora existen modernas freidoras sin aceite o freidoras de aire, capaces de preparar los alimentos fritos de forma mucho más saludable y económica, gracias a que realizan la fritura con aire caliente. Ya no es necesario usar grandes cantidades de aceite para obtener la crujiente textura de un frito o un rebozado.

La principal ventaja de la freidora sin aceite es que no añade calorías adicionales: basta con añadir una cucharadita de aceite para freír los alimentos. Esto permite ahorrar en la cesta de la compra, reducir la grasa que consumimos, cocinar sin humos y olores que luego se impregnan en la ropa y en los muebles y mantener la limpieza en la cocina de forma más sencilla. Se trata de electrodomésticos muy avanzados, que funcionan de manera parecida a como lo hace un horno: tienen una resistencia que calienta el aire, que circula a gran velocidad y permite cocinar el alimento de modo uniforme. La versatilidad de estos electrodomésticos es grande. Las freidoras sin aceite sirven para cocinar una gran variedad de alimentos, desde verduras y patatas, hasta carnes y congelados, entre otros.

Aquí hemos seleccionado cuatro recetas con ideas para cocinar en freidoras sin aceite:

Tortilla de patatas

Sí, la tortilla de patatas, una de las recetas “estrella” de nuestra gastronomía y, desde luego, una de las más queridas, se puede preparar en una freidora sin aceite. Para ello, necesitarás los ingredientes habituales. ¿Es la cebolla un ingrediente habitual? Eso lo dejamos al gusto de cada uno. Después de pelar o cortar la patata en rodajas de unos cinco milímetros, se ponen en la cesta de la freidora, se sala, se añade una cucharada de aceite y se programa para que frían durante treinta minutos a 180 grados. Si te gusta con cebolla, añádela después de veinte minutos, y remueve de vez en cuando. Pasado ese tiempo, se añade el huevo batido y se deja entre seis y ocho minutos para cuajar la tortilla.

Fingers de pollo

Es una receta que suele hacer las delicias de los más pequeños. Si la realizas en una freidora sin aceite, será más sana. Para realizarla, basta una pechuga de pollo, huevos, pan molido y sal y pimienta al gusto. Precalienta la freidora a 180 grados mientras cortas la pechuga de pollo en tiras. Sazónalas al gusto, bate los huevos y empapa en ellos las tiras de pollo, antes de pasarlas por la harina. El último paso es el más sencillo: en veinte minutos quedarán listas en la freidora sin aceite.

Alitas de pollo

Para hacer unas sabrosas alitas de pollo deberás preparar antes su aliño. Te sugerimos uno a base de mostaza, ajo, pimentón y aceite. Una vez preparado, deja que las alitas se marinen durante al menos una hora. Precalienta la freidora a 180 grados, añade una cucharadita de aceite e introduce las alitas durante 20 minutos. Tan sólo tendrás que mover un poco la cesta para que no se peguen. ¿Te gustan más crujientes? Déjalas un poquito más para que queden exactamente a tu gusto.

Churros

Otra cosa muy nuestra son los churros. Generalmente, si se hacen en una freidora tradicional pueden quedar muy aceitosos, porque se necesitan temperaturas muy altas. Esto lo evitarás con una freidora sin aceite. Basta una taza de harina, otra de agua y sal. Mezcla la harina y pon agua a hervir. Cuando hierva, añade la harina y la sal al agua mientras remueves continuamente. Tendrás la masa cuando puedas despegarla fácilmente de la olla. Añádela entonces a una churrera para hacer los churros. Precalienta a 180 grados y cocina los churros unos 15 minutos por cada lado. ¡Ya solo te queda mojarlos en chocolate!

Regístrate ahora para recibir las recetas en tu correo.

“Bon Profit”

Deja un comentario